No es novedad el creciente problema de sargazo en las playas del caribe mexicano. Sin embargo, lo que si es nuevo son las iniciativas que están surgiendo para atacar el problema.

Un ejemplo de ello son los productos Sargánico, esta empresa se dedica ha hacer libretas con sargazo reciclado. La idea comenzó con Victoria Morfin, quien con tan solo 17 años hizo, con ayuda de su madre, el primer cuaderno del tipo.

El proyecto fue visualizado por la imprenta Grupo Regio, quien decidió adoptarlo para llevarlo al siguiente nivel: lanzarlo al mercado.

Para crear una libreta primero se recolecta y lava el sargazo, posteriormente lo trituran y combinan con pulpa de papel reciclado. Después se hacen los pliegos y se prensan para finalmente dejarlos secar.

La joven fundadora ha invitado a apoyar la causa con el objetivo de cuidar y preservar nuestras playas.