Viajar es una maravilla, eso ya todas lo saben. Sin embargo, no a todas les gustan los mismos viajes, los mismos lugares o las mismas actividades. Hay diferentes gustos, estilos e intereses que pueden ser cubiertos por un número aún más grande de destinos y posibilidades.

RedBus comparte con nosotras estos 5 tips según tu perfil viajero para que puedas lograr el viaje que más se acomoda a lo que estás buscando:

1. Playa

La mujer que le gusta la playa para sus vacaciones es alguien que se quiere relajar y tener ciertas comodidades. No todas las playas son iguales, pero lo que sí es un hecho es que quien va al mar busca vivir toda la experiencia, comer los platos típicos y ser atendida lo mejor posible.

2. Naturaleza

Sin duda, interactuar a fondo con la naturaleza es una actividad que se sale de los viajes de confort. Estas travesías son para mujeres que les gusta la aventura, vivir al extremo y, sobre todo, tener la sensibilidad de disfrutar cada aspecto que puede ofrecer el medio ambiente. Las posibilidades son infinitas: ríos, bosques, selvas, desiertos, volcanes y una lista larga de maravillas naturales que la tierra tiene para ofrecer.

3. Nieve

Hay mujeres que viven al extremo. Muchas buscan los climas cálidos pero hay algunas que disfrutan más las bajas temperaturas. La satisfacción es plena ya sea en nevados, páramos o cualquier otro entorno frío. Cada vez son más las viajeras que se animan a pasar unos días en medio de la nieve o de la neblina sin importar si es para divertirse en la aventura o para divisar paisajes de película.

4. Ciudad

Viajar a conocer otras ciudades es, posiblemente, el interés más común entre las mujeres. Se trata de descubrir un entorno totalmente diferente del que se vive regularmente. Las mujeres que les gusta viajar a conocer otras ciudades se destacan por tener un fuerte interés por aprender otras culturas así como tener una gran disposición por saber otros idiomas y costumbres.

5. Gastronomía

La mayoría de los viajes tienen como propósito ver algún lugar, sin embargo hay muchas mujeres que viajan para probar la mayor cantidad de comida del lugar y así incrementar su criterio y bagaje gastronómico. Muchas viajeras arman todo un paseo en torno a un festival alimenticio y a partir de ahí cuadran el resto del itinerario para conocer.