Diciembre es sinónimo de celebración, por supuesto  las posadas se hacen presentes en esta temporada. Desde la conquista española esta fiesta de raíces prehispánicas logró colocarse como una de las favoritas para convivir y disfrutar alrededor de nuestros seres queridos.

Sin embargo, hay un lado negativo de tantas fiestas ¿Sabías que durante diciembre y enero la cantidad de basura generada en la Ciudad de México aumenta hasta un 30 por ciento?  De acuerdo con la Secretaría de Obras y Servicios (Sobse), en estas fechas una persona puede producir hasta cuatro kilos de basura. Afortunadamente podemos tomar acciones para erradicar esa temible cifra Veolia, empresa de gestión eficiente de agua, residuos y energía, nos comparte algunos sencillos consejos para tener una posada “Basura Cero“.

TE PUEDE INTERESAR3 TIPS PARA OCUPAR TU AGUINALDO DE FORMA ESTRATÉGICA

  1. Haz invitaciones digitales: en esta era digital, una manera de ahorrar papel y cuidar del medio ambiente es hacer tus invitaciones virtuales. Pide la ayuda de algún amigo para diseñarlas, será más divertido y económico, y lo mejor es que no tendrás que preocuparte por la cantidad y el costo.
  2. Piñatas recicladas: bien dicen que no hay posada sin piñata, y qué mejor que hacerla reutilizando materiales que tengas en casa como cajas de cartón. Prepara engrudo (harina, sal y agua) para que te sirva de pegamento y puedes hacer las decoraciones con papeles que no ocupes y tengas en el hogar.
  3. Imprime las letanías en hojas recicladas: puedes compartir a tus invitados las letanías impresas en hojas de reúso o también pueden consultarlas a través de su smartphone; sugiéreles hacer grupos para leerlas y cantarlas juntos.
  4. Sustituye el plástico por papel por tela: para tus mesas puedes utilizar manteles y/o servilletas de tela en lugar de plástico o papel, y así reducir la generación de basura.
  5. Evita el uso de desechables: puede sonar complicado, sin embargo, sustituir los desechables es más fácil de lo que se cree. Utiliza los trastes o tuppers que se tienen en casa; si es necesario comprar desechables, opta por las opciones biodegradables que están hechas a base de insumos naturales.
  6. Reutiliza la cera de las velas: no tires la cera derretida de las velas que utilizaste en la posada, dale un segundo uso derritiéndola y haciendo velas nuevas. No necesitas más que los utensilios de tu casa para darles forma, puedes comprar esencias y decorarlas al estilo que más te guste.