El PIB de México crecería un 43% para 2025 si se cerrara la brecha entre mujeres y hombres en el mercado de trabajo

A pesar de los obstáculos, las mujeres representan la ruta hacia la transformación de México, así lo precisó Nadine Gasman Zylbermann, presidenta del Instituto Nacional de las Mujeres (Inmujeres).

Durante su participación en el conversatorio “Hacia la Autonomía Económica de las Mujeres frente al Covid-19” organizado por laAsociación Mexicana de Mujeres Empresarias (Amexme), Gasman habló sobre los retos de las mujeres para lograr la autonomía económica, las brechas laborales de género y los proyectos que se están realizando para apoyar a las mujeres trabajadoras durante la pandemia del Covid-19.

“Hoy sabemos que mientras 7 hombres participan activamente en la economía del país, apenas 4 mujeres lo hacen. Pero esto es aún más grave puesto que aparentemente la tasa de participación activa en la economía nacional para las mujeres tuvo una reducción de -9.6, es decir que quedaría en 3 mujeres que participan en la economía a consecuencia de la pandemia”, apuntó.

En este sentido citó que de acuerdo con los datos de la Encuesta Nacional de Ocupación y Empleo (ENOE) 2019, el 52% de las mujeres en México que son empleadas, principalmente jóvenes y mujeres, están en la informalidad. “Esto nos habla de la precarización del empleo femenino y de la necesidad de transformar las condiciones en que las mujeres laboran remuneradamente”, dijo.

Asimismo, señaló que una de las claves para la recuperación de esta crisis es la división equitativa de las labores que durante años se asociaron a las mujeres, pero que en realidad son responsabilidad de todos los actores de la sociedad. Al respecto subrayó que actualmente las mujeres emprendedoras ocupan cuatro veces más de su tiempo en tareas de cuidado que los emprendedores hombres.

Según la Organización Internacional del Trabajo (OIT), las mujeres tienen a su cargo el 76% de todas las horas del trabajo de cuidados no remunerado, siendo más del triple que el de los hombres. Además, Mckinsey Global Institute apunta que el Producto Interno Bruto (PIB) de México crecería un 43% para 2025 si se cerrara la brecha entre mujeres y hombres en el mercado de trabajo.

“El empoderamiento económico de las mujeres cambia su vida y la de sus familias y comunidades; se transformas los procesos y espacios en el mercado laboral; y se impacta favorablemente las legislaciones y políticas públicas para hacer un país más justo e igualitario”, concluyó Gasman.