Algunos estudios plantean que el SIP podría estar ligado al tipo de alimentación, el estrés, al uso indiscriminado de anticonceptivos y la obesidad

Por mia-periodoabundante.com

Desde hace algunos años se han incrementado los casos de mujeres que presentan ovarios poliquísticos en todo el mundo. Aunque al principio se pensaba que su incidencia era mayor pasados los 40 años, en la actualidad está apareciendo en etapas tempranas de la vida. Algunos estudios plantean que su incremento pudiera estar ligado al tipo de alimentación, el estrés, al uso indiscriminado de anticonceptivos, la obesidad o factores genéticos.

El síndrome de ovario poliquístico (SOP) es un desequilibrio hormonal que genera problemas en los ovarios. Estos son los encargados de producir los óvulos que se desprenden todos los meses como parte de un ciclo menstrual saludable. Si una mujer tiene SOP, el óvulo puede no desarrollarse o no desprenderse durante la ovulación como debería.

¿A quiénes afecta?

Aunque no lo creas, este padecimiento es muy frecuente en la edad fértil de la mujer y en adolescentes. Llega a afectar al 20% en su edad fértil y se asocia con la presentación temprana de diabetes e hipertensión, así como con infertilidad hasta en el 50% de las mujeres que padecen la enfermedad. Su origen es multifactorial, pues se asocia al estilo de vida (dieta no saludable, sedentarismo, falta de ejercicio, estrés constante), aunado a la carga genética de cada paciente.

¿Cómo se diagnóstica?

Se obtiene a partir de criterios diagnósticos ya establecidos. Existen varios de estos, pero hasta la fecha los más usados, y que permiten obtener el diagnóstico más exacto, son los criterios de Rotterdam y dictan que al presentar dos de los tres criterios, se hará el diagnóstico del síndrome.

Estos criterios son los siguientes:

  1. Alteraciones de la menstruación.
  2. Presencia clínica de elevación de andrógenos: tener acné o vello en zonas donde solo deben de tener los hombres (hirsutismo). Además, tener los andrógenos (hormonas masculinas) elevados en la sangre.
  3. Ovarios poliquísticos: uno o ambos ovarios con un volumen mayor a 10 centímetros cúbicos o que tenga más de 12 folículos (sacos donde se desarrollan lo óvulos) de entre 2 y 9mm

¿Conoces los síntomas?

Es común que puedas presentar periodos menstruales irregulares, lo que significa tener tu período más de una vez al mes, cada poco, o no tenerlo nunca y, por lo tanto, al no llegar a menstruar, es posible que no puedas embarazarte.

Por esta razón, el SOP se asocia con infertilidad hasta en el 50% de las mujeres que lo padecen. Sin embargo, quienes sí llegan a embarazarse probablemente presentarán complicaciones como diabetes gestacional, preeclampsia o sobre peso.

También se ha detectado que esta enfermedad provoca oscurecimiento de la piel del cuello, axilas e ingles y afecciones cutáneas como la acantosis nigricans, que se asocia con más del 90% de los casos con resistencia a la insulina e hiperinsulinemia.