El 70% de los consumidores que aún no compran en canales digitales aseguran que no les da confianza dar sus datos bancarios por internet

Hoy más que nunca el comercio electrónico está presente en nuestras vidas. La pandemia por Covid-19 y el confinamiento que trajo consigo, resulto el perfecto catalizador para que esta modalidad de compra-venta se consolidara. En nuestro país se espera que los ingresos por esta vía alcancen los 18 mil 764 millones de dólares, de acuerdo con el Reporte de Industria del e-commerce en México 2020.

Pese a lo mencionado, sigue existiendo resistencia por parte de ciertos sectores para adoptar el comercio electrónico. Según señala la Asociación Mexicana de Venta Online (AMVO), el miedo a ser víctima de fraude electrónico sigue latente en la mente de los consumidores que aún no compran en canales digitales. El 70% de ellos aseguran que no les da confianza dar sus datos bancarios por internet.

De acuerdo con Ricardo Olmos, gerente general de Ualá México, las dudas para los consumidores mexicanos radican en tres puntos fundamentales: seguridad, formas de pago y entregas.

En este sentido, los mitos y su realidad para perderle el miedo al e-commerce son:

¿Mi información está segura al realizar una compra?

Es una realidad que nos preocupamos mucho respecto nuestra información financiera al momento de realizar compras en línea; sin embargo, hoy en día comprar por esta vía es tan seguro como hacerlo en una tienda física.

Una opción para sentirse más confiados de las páginas que visitamos es revisar los comentarios de la gente que ha comprado ahí, para saber sus opiniones y si sus experiencias han sido agradables.

Las tiendas deben proporcionar un aviso de privacidad y un documento de términos y condiciones, donde indiquen qué información se almacena y con qué fin. También es importante verificar que cuenten con métodos de pagos seguros.

¿Y si no tengo una tarjeta de crédito?

La evolución del internet también ha traído consigo formas de pago acordes a las necesidades de los consumidores. De acuerdo con cifras de la AMVO, los métodos de pago más utilizados para comprar productos y servicios por internet siguen siendo la tarjeta de crédito y débito. Sin embargo, según la Encuesta Nacional de Inclusión Financiera (ENIF), solo el 47% de los mexicanos tiene cuenta bancaria.

Actualmente existen muchas opciones para todas aquellas personas que no cuentan con una tarjeta de débito o crédito.

¿Cómo sé que va a llegar mi producto?

Los tiempos de entrega son variados dependiendo de si es local, nacional o internacional. Si bien la demanda de envíos se ha incrementado debido al confinamiento originado por la pandemia de Covid-19, las compañías de venta en línea, paquetería y logística han puesto todo su empeño para satisfacer el incremento acelerado de pedidos.

A pesar de que persiste cierta desconfianza a la hora de adquirir bienes y servicios a través de internet, esperamos que estas recomendaciones te ayuden a enfrentar el miedo a las compras con línea y te decidas a dar el salto hacia el mundo digital.