La Fundación México Vivo celebró su subasta Arte Vivo XXV, evento que nace desde la generosidad de los artistas para generar recursos que van destinados a brindar educación y servicios para la salud sexual de la población en México.

Arte vivo representa aproximadamente el 30% de la generación de los recursos que requiere la fundación para brindar estas herramientas. A partir de este año la ayuda llegó también a jóvenes de Venezuela y Colombia.

“Me sido sumamente honrado de haber sido invitado como padrino de honor en la edición XXV DE Arte Vivo y poder apoyar desde este espacio también al increíble trabajo de la Fundación México Vivo”, comentó Michael Marczell.

La labor de la fundación consiste en acercar las piezas de arte a nuevos coleccionistas y donantes, así como empresas socialmente responsables que comulguen con la causa.

Finalmente, Marczell invitó a otros empresarios y líderes a conocer de cerca la labor de la organización y a unir esfuerzos para que toda la región de América Latina , mayormente jóvenes, tengan la información y las herramientas necesarias para iniciar su vida sexual de manera responsable y segura.