Prepara tus maletas y tu paladar para disfrutar de la Ruta del Mezcal en San Luis Potosí. Se trata de un recorrido por la región del Altiplano del estado, muy cerca del Pueblo Mágico de Real de Catorce, donde los visitantes además de degustar la deliciosa bebida podrán conocer antiguas haciendas y el proceso de elaboración de esta legendaria bebida.

La sugerencia es iniciar la ruta por el municipio de Venado, para visitar el Centro Cultural Roberto Donis, el cual cuenta con una colección diversa de piezas de arte australianas; luego en Charcas, los asistentes descubrirán hermosas haciendas antiguas, el Templo de la Virgen del Rosario, patrona de los mineros y las famosas gorditas ferrocarrileras, típicas del lugar.

En ese mismo sitio, la fábrica de mezcal, Laguna Seca, la cual opera todo el año y tiene ya diversos premios por su labor es uno de los puntos clave del recorrido; las compañías de Santa Isabel y Zaragoza de Solís son otros de los lugares imperdibles para conocer el proceso de producción, extracción de miel, vino y jugo de agave.

Una de las paradas de la Ruta del Mezcal, es en la comunidad de Pocitos, donde el paladar de los turistas se deleitará con chinicuiles asados, o mejor conocidos como gusanos de chile, los cuales son parte de la gastronomía tradicional de la región.

En el poblado de Salinas, para seguir con la ruta, están las fábricas de producción de sal a cargo de las empresas Santa Teresa e Ipiña, en el municipio de Ahualulco, lugar donde es producido el denominado mejor mezcal del mundo “Júrame” tras ganar un premio internacional.

Esta fantástica ruta alcanza varios puntos de la zona del Altiplano, y pretende que quienes la recorran vivan una emocionante y exquisita aventura. Y para disfrutarla al máximo es recomendable contactar a los operadores autorizados pues además de la ruta cuentan con la información necesaria de cada punto.